Félix
Guerrero

Félix Guerrero
Nacimiento:  
13
/
1
/
1917
Fallecimiento:  
21
/
12
/
2001

Nació en La Habana (Cuba). Se inició en la música con su padre y perfeccionó su técnica pianística y sus conocimientos de armonía y composición con César Pérez Sentenat, Pedro Sanjuán y Amadeo Roldán, respectivamente. También estudió en la Juilliard School, de Nueva York y con Nadia Boulanger, en París.

Director de orquestas teatrales y de los medios masivos de difusión, acompañó en su gira por España a Ernesto Lecuona (1953), quien le confió la dirección musical en las grabaciones de sus zarzuelas MARÍA LA O, EL CAFETAL y ROSA LA CHINA, con reconocidos cantantes españoles y la Orquesta de Cámara de Madrid.

En 1959 colaboró con el maestro en los "Festivales Lecuona" que constituyeron las últimas presentaciones del compositor en Cuba.

En 1961 fue nombrado director de la Orquesta Sinfónica de Teatro. Fundador y primer director musical del Teatro Lírico Nacional de Cuba, agrupación de la que, posteriormente, asumió la dirección general. En su desempeño en estos cargos dirigió todos los títulos del repertorio de la compañía. Entre ellos se destacan varias puestas en escena de CECILIA VALDÉS; una de ellas dirigida por Modesto Centeno en 1969; otra por Aldo Lario en 1974, que dio a conocer el título en Europa Central; y la última por Roberto Blanco en 1978, para la que realizó una nueva orquestación.

Estrenó las óperas cubanas LOS DÍAS LLENOS, de Natalio Galán y Antón Arrufat en 1962, y SOYÁN, de Jorge Berroa en 1980.

Dirigió igualmente la exhumación de LA ESCLAVA, de José Mauri, en 1978, y el primer registro sonoro integral de CECILIA VALDÉS, en 1990. Como compositor se le deben varias piezas de carácter sinfónico.

Zarzuelas completas:
María la O, Rosa la China, El cafetal. Ed.: Montilla (1956)
Cecilia Valdés. Ed.: Artex (1990)

Fragmentos y selecciones:
Las de Villadiego, Las Leandras, Gran Revista, Dólares (por Celia Gámez y la Orquesta Montilla). Ed.: Montilla (1958)

Desarrolló una meritoria labor como profesor en el Conservatorio García Caturla y como fundador del Instituto Superior de Arte. También lo fue de la Televisión Cubana. Fundó el Teatro Lírico y la Orquesta del Teatro Nacional (hoy Gran Teatro de La Habana), y dirigió la del Ballet y la Ópera. En el Teatro Amadeo Roldán y con la Orquesta Sinfónica Nacional, el 16 de octubre de 1965, dirigió la primera audición en Cuba del “Concierto de Aranjuez”, de Joaquín Rodrigo, teniendo como solista al guitarrista Leo Brouwer. Como compositor, escribió principalmente para el teatro y el cine. Creó, además, obras como “Tríptico campesino” para voz y orquesta, “Cuadros sonoros” para trompa y orquesta, “Suite cubana” y “Homenaje al Sóngoro Cosongo”, entre otras.

El maestro falleció en La Habana a consecuencia de un paro respiratorio.